domingo, 30 de diciembre de 2007

fever


y esa era la manera en que había que hacerlo, pensaba la perla mientras la pulía y la pulía hasta que brillaba tersa y molida, desparramada y plena.

3 comentarios:

Pablo Fernández dijo...

te hice caso.
beso :)

Víctor Quezada dijo...

hola, como va todo?
por que tu blog ya no funciona?

Mancha dijo...

manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas
manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas
manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas
manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas manchas